¿Podemos aprender a ser felices? ¿Por qué es importante meditar aún cuando somos felices?

Artículo basado en los resultados de una investigación de la Universidad de Wisconsin-Madison, Estados Unidos.

captura-de-pantalla-2016-11-08-a-las-16-57-26.png

Somos criaturas emocionales.
Las emociones son las lentes a través de las cuales experimentamos la vida: cómo amamos, aprendemos, trabajamos e ideamos soluciones a los problemas que enfrentamos.

Según la Organización Mundial de la Salud, 350 millones de personas en todo el mundo sufren de depresión. Nuestra cultura fetichiza la productividad y la ocupación, lo que pone un peaje en nuestro bienestar colectivo. Vamos a los extremos para experimentar lo positivo y evitar lo negativo.

Pero la neurociencia moderna sugiere que esto no tiene porque ser así, podemos entrenarnos para ser más felices y estás más saludables.

La pregunta ¿Podemos aprender a ser felices? ha sido el empuje de una investigación en la Universidad de Wisconsin-Madison, donde por más de 30 años un grupo de científicos ha trabajado en la comprensión neurocientífica de cómo nuestras emociones influyen en nuestra felicidad, salud y en cómo Interactuamos con otros.

Así como hacemos ejercicio físico para mantenernos saludables, también podemos practicar ejercicios mentales -como la meditación- para promover el bienestar físico y emocional.

Al meditar cultivamos cualidades positivas de la mente como la bondad, la compasión, la empatía y el perdón. La evidencia lleva tiempo señalando que la meditación es útil en situaciones estresantes y experiencias negativas, pero sabías que es igualmente importante cuidar de nuestra mente cuando estamos felices y sin estrés. Meditar, cuando estamos felices es esencial en el desarrollo de los recursos necesarios para permanecer saludables y resistir futuros desafíos.

Los circuitos cerebrales involucrados en la meditación consciente están asociados con la meta-conciencia, nuestra conciencia de ser conscientes. Todos hemos tenido la experiencia de leer un libro, y después de varios minutos darnos cuenta que no tenemos idea de lo que acabamos de leer. No es que no hayamos entendido cada palabra. Éramos consciente de leer palabras, pero nuestra meta-conciencia no estaba presente. En el momento en que te das cuenta de que estás perdido, ahí despierta la meta-conciencia, y es ese tipo de monitoreo el que se fortalece con la meditación.

IMG_5255.jpgla meta-conciencia nos permite accionar en lugar de reaccionar ante las oportunidades y desafíos que enfrentamos en la vida. Esto es cierto no sólo para las emociones negativas, sino también para las emociones positivas, ya que podemos apegarnos a sensaciones o recuerdos placenteros, y ese tipo de placer no perdura. El monitoreo de los sentimientos a medida que surgen es útil ya que nos permite que cambien en lugar de quedarnos atascados a ellos.

En uno de los primeros estudios de este tipo realizados en la universidad, se concluyó que tan sólo 30 minutos de meditación por día durante un período de dos semanas son suficientes para alterar los circuitos en el cerebro.

¿Quieres aprender a meditar? Infórmate del curso Sahaj Samadhi

posted Nov 28, 2016 en Yes! Magazine

Cinco sabores de la vida que descubrí al empezar a meditar. Por Joan Goodrum

joan_03.jpg

Habiendo sido criada en los Estados Unidos, era consciente de que el ritmo de vida en las ciudades podría llegar a ser estresante y superficial. Sentía la necesidad de frenar un poco y profundizar más en la vida, ir bajo la superficie. Fue entonces cuando descubrí la meditación. Leía cada vez más acerca de la meditación en revistas y periódicos, y la evidencia científica tiró de mi. No mucho tiempo después, la evidencia científica se convirtió en evidencia experimental.

Primer sabor de la vida: Disfrutar de las actividades diarias

Comencé a meditar muy joven (con tan solo 20 años) y he estado meditando desde entonces. La meditación ha sido para mi la receta perfecta para una vida increíble.
Con un sabor recién descubierto de la vida, ¡el disfrute en las actividades diarias!

Al principio, realizaba otra meditación que no era la que se aprende en El Arte de Vivir. Estaba muy contenta con mi meditación. Pero la calma que experimentaba al meditar duraba sólo mientras meditaba. La meditación y las actividades del día a día eran como dos entidades separadas para mí.

Cuando aprendí Sahaj Samadhi, la experiencia fue diferente. Era capaz de mantener la calma y la paz experimentada durante la meditación a lo largo del día. Simplemente empecé a disfrutar de todo lo que hacía, para mi era un nuevo sabor de la vida.

Era mucho más eficiente, me encontraba centrada y tomaba mejores decisiones. Un cambio importante fue que dejé de darle vueltas a las cosas. En su lugar, hacía lo que fuera necesario de inmediato.

Segundo sabor: fuerza para superar las crisis

Con la práctica regular de la meditación, he desarrollado la habilidad de superar cualquier crisis. Empecé a darme cuenta de que cuando medito experimento un descanso tan profundo, me siento tan fresca y radiante, que de alguna manera las cosas no me molestan tanto como antes.

Cuando estamos estresados e irritados, incluso pequeñas cosas pueden molestarnos tanto. Por otro lado, cuando estamos tranquilos y centrados adquirimos la capacidad de pensar con claridad, responder de forma inteligente, y hacer lo que hay que hacer.

h_happiness-porgram.jpg

Tercer sabor: Ser feliz a pesar de las circunstancias

Una de las grandes crisis que experimenté fue cuando, dentro de un corto período de tiempo, murieron mis dos padres y terminó mi matrimonio. Justo antes de eso, mi hija había sufrido un grave accidente y estaba aun recuperándose. Cuando todo esto ocurrió, definitivamente me sentí un poco de tristeza, pero no me sentí superada, esto no me rompió, sabía que la meditación me había hecho más fuerte para navegar a través de todo. Lo sorprendente fue que incluso en medio de toda esta crisis, me sentía feliz”.

Cuarto sabor: mejor salud

Me di cuenta de que la meditación tiene un inmenso poder curativo. Tiene inmenso poder protector contra las enfermedades. Con la práctica regular, enfermarme es una cosa rara. Y si enfermo, me recupero rápidamente.

Cuando meditamos, cada célula de nuestro cuerpo descansa y se fortalece. Por lo que gana la habilidad de evitar las tensiones y las enfermedades.

De la misma manera que una máquina a la que se le pone aceite funciona mejor, la meditación es el aceite de nuestro cuerpo para una vida más larga y saludable.

Quinto sabor: disfrutar del servicio

Con todas las increíbles experiencias que había vivido al comenzar a meditar, sentí la necesidad de salir y enseñar a la gente a ser más fuerte. Así, en 1968, empecé a enseñar a meditar. Desde entonces he enseñado a muchas personas de diferentes orígenes, países, religiones y edades.

Una de mis mejores experiencias ha sido enseñando meditación en las cárceles. Los presos tenían tales experiencias. La transformación en la mayoría de ellos fue inmensa e inmediata. Compartieron que nunca habían sentido tanta alegría y que nunca habrían hecho lo que hicieron de haber aprendido antes a meditar.

sahaj_04.jpg

Rompiendo mitos

Poco a poco, a medida que meditaba regularmente, muchos de mis mitos acerca de la meditación se rompieron.

Uno de los mitos que tenía era que tenía que meditar durante horas para experimentar la verdadera paz de la mente. Ese mito se rompió en India cuando Sri Sri Ravi Shankar, fundador de El Arte de Vivir, nos llevó a un templo a meditar. Al salir, estaba bastante segura de que había meditado por más de una hora, pero solo habíamos meditado 15 minutos ¡Sentía una paz tan intensa!

Un mito que muchas personas tienen es que la meditación implica concentración o algún tipo de visualización. Pues bien, a partir de mi propia experiencia de hacer y enseñar la meditación Sahaj Samadhi, he aprendido que es al revés. La meditación Sahaj Samadhi es completamente sin esfuerzo. Solo tienes que sentarte con los ojos cerrados, y sin esfuerzo te encontrarás meditando.

Pero si es la capacidad de concentrase y estar más centrado uno de los beneficios de la meditación . Muchos jóvenes meditadores han compartido que con la práctica regular son capaces de concentrarse mejor en sus estudios.

Otro mito muy común que la gente tiene es que la meditación está relacionada con alguna religión o pertenece a un grupo particular de personas. He enseñado a meditar a tantas personas de tantas religiones, y todo el mundo se ha beneficiado.

¡En estos días, la meditación es tan importante para todo el mundo! Hoy en día se espera tanto de nosotros, en el hogar, en el trabajo, en la escuela… tienes que ser enérgico, estar centrado y tener una habilidad extra para poder gestionar todo lo que es necesario. Por todo esto se necesita paz mental más que nunca,  no importa si eres musulmán, cristiano, católico, hindú, seguro necesitas la meditación a tu lado, y los que la tienen, tienen ventaja sobre el resto.

sahaj_01Encuentros de Sahaj.jpg

¿Podrías estar sin palabras?

¿Podrías estar sin palabras? ¿Pueden las palabras verdaderamente expresar cómo te sientes y qué está pasando dentro de ti? Nuestro desarrollo espiritual va más allá de las palabras, sin embargo nos gusta hablar y hablar acerca de esto.

Es el ego el que inmediatamente quiere decir algo para hacerlo pequeño, es el ego el que quiere decir “¡A mí! Yo tuve esta experiencia, esto me pasó” Es el ego el que quiere ver que sus logros son mejores que los de los demás.

oton_o.jpg

En el espíritu el ego se transciende. Las palabras reducen nuestras experiencias a conceptos, simplemente solidifican las cosas ¿Puedes simplemente disfrutar de las hojas del otoño y dejarte ir? ¿Puedes estar totalmente con la experiencia, con su misterio y hermosura?

Aún así la mente quiere ponerle palabras. Cuando las pronunciamos, ese profundo sentimiento de belleza se solidifica en esas palabras.

Y si repetimos esas palabras una y otra vez, ese silencio, ese profundo y misterioso sentimiento se pierde en las palabras. Entonces nos quedamos solo con las palabras.

Estar dispuesto a estar sin palabras. Entonces si las palabras salen se convierten en poesía, o en plegaria, o en canto, estas palabras nos movilizan profundamente.

¿Crees que quizá, después de todos estos años, ya has dicho todo lo que necesitabas decir, quizá hasta mucho más?

¿Puedes estar sin palabras por un pequeño tiempo?

Cursos para experimentar el silencio

¿Qué es la felicidad? ¿Qué se necesita para ser feliz?

Toda criatura desea ser feliz. Ya sea dinero, poder o sexo, todo esto lo queremos porque pensamos que nos va a traer felicidad.

sabado31-1Creemos que para ser feliz, necesitamos tener algo que no tenemos, entonces lo buscamos. Pero luego, cuando lo tenemos, a pesar de haberlo obtenido, no somos felices. Un estudiante podría pensar que cuando vaya al colegio será mas independiente, mas libre y entonces será feliz. Pero cuando eso sucede, si le preguntas si es feliz, te dirá que cuando tenga un trabajo, será feliz. Pregúntale a cualquiera que esté bien establecido en su trabajo o negocio y verás que éste está esperando tener pareja para ser feliz. Y cuando consigue su pareja, quiere tener hijos para ser feliz. Le preguntas a los que ya tienen hijos si son felices. Y te dirán que no podrán relajarse sino hasta que sus hijos hayan crecido y hayan tenido una buena educación y sean independientes. Pregúntales a las personas jubiladas que ya no tienen más responsabilidades si son felices… y ellos te dirán que añoran los días de su juventud. 

Hay dos maneras de mirar la vida. Una es pensando: “Seré feliz después de obtener cierto objetivo”. La segunda manera es decir: “Soy feliz, venga lo que venga!”

¿Cuál de estas eliges para vivir?

Toda nuestra vida nos la pasamos preparándonos para ser felices “algún dia” en el futuro. Esto es igual que prepar tu cama durante toda la noche y no tener tiempo para echarte a dormir.

¿Cuántos minutos, horas y días sido verdaderamente feliz? Esos fueron los únicos momentos que viviste plenamente. Estos fueron, posiblemente, los dias cuando fuiste un niño lleno de gozo y felicidad o esos pocos momentos cuando estabas surfeando las olas, nadando, navegando o escalando una montaña, viviendo a pleno el presente y disfrutándolo.

La felicidad es vivir el momento presente con dicha, estando alerta, conciente y teniendo compasión. Es ser libre desde muy adentro, sintiéndote en casa, en presencia de todo el mundo, sin barreras de por medio.

La vida es un 80% de dicha y un 20% de desdicha ¡Pero nosotros nos agarramos de ése 20% y lo transformamos en un 200%!

No es un acto conciente, solo sucede así. No te juzgues y no te preocupes por lo que los demás piensen de ti. Lo que ellos piensen no es permanente. También tu propia opinión  cambia constantemente.

De manera que… ¿porqué preocuparnos por lo que otros piensen de nosotros?

Para encontrar armonía en tu vida no tienes que ir buscándola en otro lugar durante años y años de esfuerzo. En algún nivel, en algún grado todos meditan sin estar concientes de ello. Hay momentos en que tu cuerpo, tu mente y tu aliento están en armonía.

Esos son lo momentos cuando surfeabas, nadabas, navegabas o trepabas la montaña, viviendo el presente y disfrutándolo. Cuando tu mente está en el presente es cuando obtienes yoga. El arte de vivir yace en vivir el momento presente. La felicidad es un factor que debemos –conscientemente- buscar.

(H.H. Sri Sri Ravi Shankar es el Fundador de El Arte de Vivir)

Cuatro poderosos caminos hacia la felicidad, incluye audio con meditación guiada

2761ab6e06f5f6da9577d48670ee4bbeSe le puede atribuir cualquier razón a las celebraciones porque la naturaleza del espíritu es celebrar. Este nuevo año es un tiempo donde el espíritu de la celebración abarca a todo el mundo. También es una oportunidad para reflexionar sobre el año que ha pasado y tomar nota de las lecciones aprendidas. Las celebraciones tienen componentes sociales, emocionales y espirituales. A menudo, nos enfocamos en los dos primeros componentes y nos olvidamos del tercero. Una verdadera celebración ocurre cuando se atiende al aspecto espiritual.

Muy a menudo la gente me pregunta cómo veo al futuro. Y yo digo que el futuro está para que ellos lo construyan tal como  quieran. La gente que no es sabia resiente el pasado, piensa que el futuro es el destino y son desdichados en el presente. Los sabios ven al pasado como su destino, al futuro como una libre elección y están felices en el presente.

Aunque los eventos del año que ha pasado hayan sido significativos, mirando hacia atrás no podrás verlos sino como nada más que un sueño. Reflexionando sobre estos eventos, lo que se destaca es la impermanencia de todas las cosas. Los eventos son como piedras y guijarros en el gran rio del tiempo que sigue fluyendo inmutable. En la vida, las cosas tienen que ser aprendidas y olvidadas. Aprendidas para no repetir los mismos errores y olvidadas para que no te dejen traumatizado.

Aquí hay cuatro maneras para ser más feliz en el año 2014:

5631f15753ccf0e393d5f96532b6aab8Haz que la meditación sea parte de tu vida:
Las demandas de la vida moderna te llevan al estrés y a un estado de inquietud, que pueden liberarse con unos pocos minutos de meditación. La meditación te brinda el descanso más profundo. Cuanto más profundo seas capaz de descansar, más dinámico serás durante la actividad. Es la mejor herramienta para limpiar bien la mente de todas las impresiones del pasado que  agobian tus hombros.

A menudo nos sentimos tironeados en direcciones opuestas y somos incapaces de dedicar algo de tiempo para nosotros mismos. No nos tomamos un tiempo para pensar ni para reflexionar. Esto nos puede dejar embotados y cansados. Unos pocos minutos cada día son la fuente de la creatividad. El silencio sana y rejuvenece y te brinda profundidad y estabilidad. A veces, durante el día, siéntate por unos pocos minutos. Entra en la caverna de tu corazón con los ojos cerrados y mantén al mundo apartado.

Sirve:
unnamed copiaHazte la promesa de hacer de este mundo, un mejor lugar para vivir. Haz algunos actos de amabilidad sin esperar nada a cambio. Sólo el servicio te puede traer contentamiento en la vida, porque crea un sentido de conexión con los demás. Cuando llevas algo de alivio a alguien –a través de un servicio desinteresado- vienen buenas vibraciones a tu vida. Cuando demuestras amabilidad,  tu verdadera naturaleza que es amor y paz,  surgen hacia la superficie.
1209321_10151564019747251_947007982_nSiéntete Agradecido: 
Nuestro amor, fe y creencias deben estar bien enraizadas y así todo comienza a moverse por sí sólo. El sentimiento de sentirte “estoy bendecido”, te puede ayudar a sobreponerte a cualquier fracaso. Una vez que te des cuenta de que eres bendecido, todas las quejas y protestas desaparecerán, todas las inseguridades desaparecen y te haces agradecido, contento y pacífico.

6a00d8341bfb1653ef019b01e4e797970bPasa algo de tiempo con la Naturaleza:
Si no te maravillas por la magnificencia de esta creación, tus ojos –aún- no se han abierto. Dime… ¿qué en toda la creación no es un misterio? El nacimiento es un misterio; la muerte es un misterio. Si tanto el nacimiento como la muerte son misterios, ¡entonces la vida, ciertamente, es un mayor misterio! Estar completamente sumergidos en el misterio de la vida y en esta Creación, es Samadhi.

Así como vivimos en el mundo exterior de los eventos y de las circunstancias, también vivimos en el mundo interior de las emociones y sentimientos – pero no siempre estamos conscientes de ello. La distancia entre el mundo exterior e interior es tan larga como el parpadeo de un ojo. El Yoga es la habilidad de mantener la atención en el mundo interior mientras actuamos en el mundo exterior. Cuando te pierdes en el mundo exterior, hay desarmonía en el mundo interior y la vida se convierte en una guerra. Cuando estás establecido en el mundo interior, hay claridad en el mundo externo y la vida se convierte en un juego.

Sri Sri Ravi Shankar

Meditación Guiada aquí

Esta meditación de tan solo 15 minutos no solo te dejará con una sonrisa en la cara todo el día, también es muy recomendable para dolencias físicas

Encuentra tu dirección en la vida.

imagesUn río necesita dos orillas para poder correr en una dirección. Durante las crecidas, el agua esta “embarrada” y no tiene dirección. De manera similar, la energía de la vida necesita alguna dirección para fluir. Hoy en día muchas personas están confundidas por no tener una dirección en sus vidas. Cuando estas feliz, hay mucha energía de vida en ti, pero cuando la energía de vida no sabe a donde ir o como fluir, se atasca. Cuando se estanca, ¡se pudre! Así como el agua necesita seguir corriendo, de la misma manera, la vida necesita seguir su curso.
Para que la energía de vida se mueva en una dirección, el compromiso es esencial. La vida corre con el compromiso. Si observas cada pequeña o gran cosa en la vida, veras que va acompañada de cierto compromiso. A un estudiante se lo admite en un colegio, o en la universidad con un compromiso. Vas al médico con el compromiso de que tomaras el remedio que te prescriba o que vas a oír todo lo que te diga, ¿verdad? En la familia hay compromisos. La madre esta comprometida con los hijos, los hijos están comprometidos con los padres, la esposa esta comprometida con el marido y viceversa. Ya sean negocios, amistad o amor, hay compromiso ¿No es así?
Lo que realmente te irrita es el no-compromiso. Si tan solo observas, tú aceptas un compromiso de alguien, y cuando esa persona no lo cumple, te molestas. Cuando alguien no mantiene su compromiso, te molestas. El compromiso es esencial en la vida. No puedes sostener a alguien que no se compromete, pero observa cuanto compromiso has tomado en tu vida. Por supuesto que nuestro compromiso es proporcional a lo que tenemos – nuestro poder, capacidad.
Si te comprometes a cuidar de tu familia, tu ganas esa capacidad, poder. Si tu compromiso es para la comunidad, tu ganaras mayor poder, emergía y alegría.
Siempre quieres más poder, mas energía y más alegría en tu vida, ¿No es así? ¡Más te será dado, solo si lo que tienes lo usas correctamente! Esta es una ley en la naturaleza. ¿Por qué la naturaleza debería darte más, cuando estas atascado con tu pequeña mente?
Esta tendencia a querer mas esta dentro tuyo, tu solo tienes que darle un giro, una vuelta, en vez de pensar “¿Qué mas puedo obtener?” comienza a preguntarte “¿Qué mas puedo hacer?” y así veras que hay alegría. La naturaleza de la alegría es dar porque tu eres la fuente de alegría. Cuanto más responsabilidad tomes por ello, mayor energía o poder vendrán a ti.  Cuanto mayor sea el compromiso que tomes, mayor será la energía o poder que ganes para satisfacer ese compromiso. Cuanto mayor sea el compromiso, mas fáciles son las cosas. Cuanto menor sea el compromiso, más sofocante es para ti. Los compromisos menores te sofocan porque tienes mas capacidad pero estas atascado en un pequeño agujero! Cuando tiene 10 cosas para hacer e incluso una de ellas sale mal, puedes seguir haciendo el resto de las cosas. La única cosa que ha salido mal, ¡se arreglará por si sola! Pero si solo tienes una cosa por hacer y esa te sale mal, entonces quedas atrapado en ella.
Usualmente pensamos, “Deberíamos tener recursos, luego nos comprometeremos”. Cuanto mayor sea el compromiso que tomes, mayores serán los recursos que vendrán a ti automáticamente. No tienes que sentarte y preocuparte acerca de cómo conseguirás esos recursos. Cuando tienes la intención de hacer algo, los recursos simplemente fluyen hacia ti – cuando se necesitan – y en cantidad, son necesarios.
No hay nada mas en hacer lo que tú puedes, no hay crecimiento. Estirarse un poquito mas allá de tu capacidad, la incrementará. Si puedes cuidar de ti mismo o tu sociedad, no hay nada genial en hacer eso, ya que esta dentro de tu capacidad. Pero si te estiras un poco más, y tomas el compromiso de cuidar a todo el estado, entonces ganas más poder. Cuanto más responsabilidad tomes, mucho mas tu capacidad se incrementará, tu alegría, tu talento y te convertirás en aquel con la fuerza Divina. En cualquier capacidad que hagas algo por la sociedad, por el ambiente, la creación, mucho más progresaras en ambos estados; espiritual y material. El corazón se abre con la sensación de que eres parte de todo.

Sri Sri Ravi Shankar

Dejar de sufrir en tres pasos

aaSi no eres infeliz observa si alguna o todas estas cosas faltan en tu vida: Tapas, Vairagya, Sharanagati.
– Tapas: es aceptar el momento presente y atravesarlo sin quejas, sin cuestionamiento, por tu propio crecimiento. La aceptación total de las situaciones ya sean agradables o desagradables.
– Vairagya significa “No quiero tener nada y no soy nada.” Desapego.
– Sharanagati es entrega, “Estoy aquí para ti, para Tu seas feliz.”

Si te estas quejando entonces ninguno de estos principios se cumple en tu vida. Si aceptas la situación no puedes quejarte, si lo tomas como Tapas tampoco te quejas, si alcanzas un estado de desapasionamiento (“Yo no quiero nada”), no puedes quejarte tampoco, y si te entregas no tienes ninguna queja.
Estos tres (Tapas, Vairagya y Sharanagati) purifican tu mente y te ayudan a ser feliz.
Si no sigues estos principios por decisión propia, lo harás automáticamente en momentos de desesperación. En estos momentos, en primer lugar dices: “No se puede hacer nada.” Luego, en la ira y la desesperación dices, “me doy por vencido, no quiero nada, no tengo otra opción, ¡al diablo con todo esto!”

Sri Sri Ravi Shankar

¡Se feliz ahora!

images¿Qué es lo que quieres en la vida? Tu objetivo es ser feliz ¿No es así? Toda criatura viviente quiere ser feliz. Todo lo que haces es en busca de ser feliz, ya sea buscar dinero, poder o sexo. Todo en la vida apunta hacia una sola cosa: la felicidad. Inclusive si eres desdichado, es porque en algún punto disfrutas del sufrimiento, porque te da algún tipo de felicidad.
Pero si te fijas, no ocurre de esa manera, e inclusive si se da no durará mucho. Si le preguntas a un niño “¿eres feliz?” responde: -cuando sea como mi hermano mayor, cuando vaya a la universidad, entonces seré feliz. Le preguntas a un joven de la universidad: ¿eres feliz?, cuando sea independiente, cuando tenga un trabajo, entonces seré feliz. Hablas con alguien que tiene un buen trabajo, ¿sabes lo que dice?: cuando encuentre a mi alma gemela, entonces seré feliz. Encuentra a su alma gemela, ¿es feliz? Cuando tengamos un hijo, entonces seré feliz. Pregúntale a los que tienen hijos. “¿Cómo podría relajarme antes de que mis hijos crezcan? Cuando los niños crezcan y sean independientes, entonces seré feliz.”Cuando me jubile, entonces podré hacer lo que quiera, ahora tengo demasiadas responsabilidades. Pregúntale a los jubilados: ¿están felices ahora?Siempre dicen: “Buenos tiempos eran los de antes”.
Nos pasamos la vida preparándonos para ser felices algún día en el futuro. Creando algún tipo de paraíso para el futuro . Estamos tan ocupados preparando ese momento, y cuando llega estiramos la pata, listo, se terminó la vida.
Hagamos una estadística de qué hacemos en la vida. Supongamos que vivimos ochenta años. Y qué hacemos en esos años? De ochenta años de vida, nos pasamos treinta y cinco años durmiendo. Suponiendo que duermes 8 horas por día en promedio, entre 8 y 9 horas. Si las sumas da treinta y cinco años. Y si pasamos dos horas por día en el baño, entre otros ocho o nueve años en el baño. Y comiendo, otros ocho años. Viajando, otros ocho. Y trabajando, a ocho horas diarias que trabajemos, suman otros treinta o treinta y cinco años.
¿Cuántas horas, minutos, días hemos vivido realmente alegres? Como cuando eras un niño, lleno de dicha, feliz. Con la mente completamente libre y en el momento presente.
Hay dos maneras de ver la vida. Una es decir “seré feliz cuando logre tal cosa”. Y la otra decir “Soy feliz pase lo que pase, ahora. Y también haré tal cosa” ¿Ves la diferencia? Es fundamental entre ambas. Podrías morir mañana. Se feliz ahora.

Taller vivencial con herramientas para poder ser obtener la fuerza de decidir voy a ser feliz desde hoy.

DSN bcn FLYER inglesFortaleza en los Problemas
Con Matías Quinn
Desarrolla tu máximo potencial para poder enfrentar los problemas, en especial en estos momentos de crisis, con una sonrisa.
Entrada abierta y gratuita.
Martes 9 de julio 19hs.
Lugar: Loving Hut, Calle de los Reyes 11
Más informacióninfo@elartedevivir.es.

Diez reglas para fortalecerte en la vida

imagesDate cuenta que estas en este planeta por un gran propósito, no estas aquí solo para comer, dormir y hablar. Estás aquí por una causa mayor. Toma el siguiente compromiso contigo mismo:  “hoy voy a sonreír y ser feliz!!”
Para mayor crecimiento, y fortalecer nuestras vidas, necesitamos seguir algunas reglas.
La primera regla es “ahimsa” o no-violencia. La no-violencia te une con toda la creación. Así como no te lastimas a ti mismo, entonces tampoco lastimes al resto de la creación.
No te mientes a ti mismo, ¿verdad? No puedes mentirte a ti mismo. Si estas rezando un rosario, no dices, “no estoy rezando el rosario”. Lo estas haciendo y lo sabes. Cuando tienes chocolate en tu mano, no dices, “no tengo chocolate en mi mano”. Porque verdaderamente tienes chocolate en tu mano. Por lo tanto, la segunda regla es “satyam” o veracidad.
La tercera es “ashteya” significa, no desear que las cosas fueran distintas a como son en ese momento– no arrepentirse. Astheya no es: Desearía poder cantar como esa persona. Desearía ser tan joven como esa persona. Desearía poder correr como esa persona. Desearía ser tan inteligente como esa persona…”. No compararse con los demás, no desear tener lo que tu no tienes y tienen los demás.
La cuarta es “brahmacharya”, no dejarse llevar por cosas pequeñas. Mantén tu pe nsamiento en las cosas grandes, “Brama” significa grande, ocuparnos de las cosas grandes. “Soy esto”, “soy pequeño”, “soy un hombre”, “soy una mujer”, “soy una buena persona”, “soy una mala persona”, “soy un inútil” – todas estas cosas son identificaciones pequeñas.
La quinta es “aparigraha” que significa no quedarse aferrado a lo que la gente dice de ti. Es sorprendente que a menudo nos aferramos a los insultos que recibimos mucho más que a los cumplidos. A veces, ni siquiera es a ti a quien insultan, pero tu vas y los tomas. Estás dispuestos a pegar un salto y coger lo negativo, aferrarte a ello celosamente.
¡No tomes nada de nadie! Por supuesto, los cumplidos no nos molestan, pero se nos suben a la cabeza ¡No tomes nada! Esto es aparigraha.
Luego “shaucha” o la limpieza diaria. Incluye el bañarse y mantenerse limpio, usar ropa limpia, y mantener el aliento fresco y limpio. Si alguien apesta, quizá no lo note, pero los otros no querrán sentarse junto a ellos.
Séptima regla “santosha” o felicidad ¡Se Feliz! Si tú no das un paso para ser feliz, nada en este mundo podrá hacerte feliz, y comenzaras a quejarte de esto y aquello.
Una vez, un granjero se estaba quejando que las manzanas de su árbol no eran muy buenas. Luego, un año, tuvo muy buenas manzanas y las tuvo por montones – 3 veces mas de las cosechas usuales. Entonces empezó a quejarse por todo el trabajo que tenía, todas las manzanas que tenia que recoger, por las que estaban podridas y por los precios que habían bajado. No hay un fin para quejarse, ¡pero la vida continúa de todas formas! Fluye como un río. ¿Como quieres vivir el resto de tu vida – los 30, 40 o 50 años restante? ¿Sonriendo… o quejándote, sintiéndote horrible contigo mismo y culpando a todo el mundo? Entonces vive feliz y contento.
La octava regla es “tapas” significa que si algo es incómodo, aún así lo atravieses con una sonrisa. Es como el que corre una maratón, 20 km. Si tuvieras que caminar 20km, te quejarías mucho, pero si es una maratón dices, “Oh Voy a hacerlos!” Sin importar que corras una maratón o camines porque tu automóvil se descompuso, tus piernas atraviesan el mismo dolor, sin embargo cuando estas en una maratón, vuelves, también cansado y sudado, pero con una sonrisa: “¡Oh, Lo hice!”
Esto es tapas – aceptarlo voluntariamente.
Todo lo que puedas cambiar ¡Cámbialo! Lo que no puedes cambiar, acéptalo. Si hace mucho frío, ponte un abrigo. Si hace mucho calor, quítate el abrigo. Tapas no es no cambiar lo que tienes el poder de cambiar, es atravesar con una sonrisa aquello que no puedes cambiar. “swadhyaya” observa tu mente… observa que es lo que tu mente dice, como te comportas, como actúas, como te sientes… ¿Te sientes bien? ¿Te sientes mal? Si te sientes mal, solo observa, comenzaras a sentirte bien nuevamente. Cuando te sientes bien, observa,…Todos los sentimientos, buenos o malos, cambian. Swadhyaya es el auto-estudio, la auto-observación.
Y por último “ishwara pranidhaana” Entregarse a lo superior (sea quien sea para ti). Cuando te sientes sin ayuda, dices, “¡Oh Dios! ¡Toma lo que sea que estoy sintiendo!”
Estas son las 10 reglas que te hacen más fuerte, que te hacen sentir íntegro y completo. Si estas limpio por dentro y por fuera, entonces tu mente esta limpia y libre.

DSN bcn FLYER inglesFortaleza en los Problemas
Con Matías Quinn
Taller vivencial paradesarrollar tu máximo potencial para poder enfrentar los problemas, en especial en estos momentos de crisis y sin perder la sonrisa.
Entrada abierta y gratuita.
Martes 9 de julio 19hs.
Lugar: Loving Hut, Calle de los Reyes 11
Más informacióninfo@elartedevivir.es

¿Por qué aplazar la felicidad para mañana?

Imagen

Cada ser viviente quiere ser feliz. Ya se trate de dinero, poder o sexo, busca eso para alcanzar felicidad. Algunas personas incluso disfrutan de la miseria porque les da felicidad!

Para ser feliz, buscas algo. Pero a pesar de conseguirlo, no estás satisfecho. Un muchacho, que está en la escuela piensa que si va a la universidad, será más independiente, libre y, por lo tanto, feliz. Si preguntas a uno que asiste a la universidad si él es feliz, te dirá que si consigue un trabajo, él será feliz. Habla con alguien que ya está establecido en su trabajo o negocio, y encontrarás que está esperando encontrar a su alma gemela para ser feliz. Cuando encuentra el alma gemela, quiere un hijo para ser feliz. Pregunta a los que tienen hijos si son felices. Y dirán: que no pueden descansar hasta que los niños hayan crecido y hayan tenido una buena educación y vivan por su cuenta. Pregúntale a los que se han jubilado y dejado todas sus responsabilidades si son felices? Añoran los días en que eran más jóvenes.

Toda tu vida se gasta en la preparación para ser feliz algún día, en el futuro. Es como hacer una cama toda la noche, pero no tener tiempo para dormir en ella. ¿Cuántos minutos, horas y días de tu vida has pasado siendo feliz desde dentro? Esos son los únicos momentos en que has vivido realmente la vida. Estos fueron, tal vez, los días cuando eras un niño pequeño, completamente feliz y contento o algunos momentos cuando estabas surfeando, nadando, navegando o en la cima de una montaña, viviendo en el presente y disfrutándolo.

Hay dos maneras de ver la vida. Una de ellas es pensar: “Voy a ser feliz después de alcanzar un objetivo determinado.” La segunda es diciendo: “Soy feliz pase lo que pase!” ¿Cuál es la manera que quieres implementar para vivir?

La vida es 80 por ciento alegría y 20 por ciento tristeza. Pero te aferras al 20 por ciento y lo transformas en 200 por ciento! No es un acto consciente, simplemente sucede. Vivir en el momento presente con alegría, con agudeza mental, con conciencia y compasión es estar iluminado. La iluminación es ser como un niño. Se trata de ser libre por dentro, sentirse como en casa con todos, sin barreras.

No juzgues y no te preocupes acerca de lo que otros piensan de ti. Lo que ellos piensan, no es permanente. Su propia opinión sobre las cosas y la gente sigue cambiando todo el tiempo. Entonces ¿por qué preocuparse de lo que otros piensan de ti? La preocupación cobra una cuota al cuerpo, a la mente, al intelecto y al estado de alerta. Es como una obstrucción que te lleva lejos de ti mismo. Trae el miedo y el miedo no es sino una falta de amor. Es una intensa sensación de aislamiento.

Esto puede ser manejado mediante la relajación y haciendo algunos ejercicios de respiración. Entonces te darás cuenta de que eres amado, eres parte de todo el mundo y eres parte de todo el universo. “Esto te libera y tu mente hace un giro completo. A continuación encontrarás mucha más armonía  a tu alrededor.

Para encontrar armonía, no tienes que buscarla permaneciendo sentado en algún lugar durante años. Cuando amas, tu mente está en el presente, se siente feliz. A un cierto nivel, y hasta un cierto punto, todo el mundo está meditando sin ser conscientes de ello. Hay momentos en que tu cuerpo, la mente y la respiración están todos en armonía. Ahí es cuando alcanzas el yoga. El arte de vivir se encuentra en el momento presente.