20 Alimentos que tu Cuerpo Necesita en Verano

2887imagenes-saludactual-infecciones_intestinales_verano

Esta lista de alimentos ha sido confeccionada por la revista Mujer Hoy gracias a la ayuda de 3 nutricionistas: Tomás García, Laura Perézabad y Laura Bilbao Cercós.

Según ellos los 30 alimentos que no deben faltar en tus comidas este verano son:

1. Tomate: El licopeno, que le da su color rojo, y su elevado poder antioxidante, hacen del tomate un gran protector frente a numerosas enfermedades, incluido el cáncer y las enfermedades cardiovasculares.

2. Arándanos: Rico en vitamina C y en pigmentos naturales que ayudan a nuestro sistema inmunológico y a las defensas del organismo

3. Melocotón: Con un melocotón se cubre más del 20% de la ingesta diaria recomendada de vitamina C y que contiene cumarinas, compuestos con acción protectora vascular a la que también se le ha atribuido efectos anticancerígenos. Protege tus arterias, favorece tu sistema inmunitario, es bueno para la vista, para la piel, cabello, uñas, huesos y encías y tiene un gran poder laxante gracias a su contenido en fibra.
Además, es una fruta rica en carotenos, con propiedades antioxidantes idóneas para promover la salud de la piel.

4. Pepino: Sin apenas calorías y con muchísima agua, el pepino es uno de los alimentos más adecuados para refrescarnos e hidratarnos en verano. Es diurético y rico en fibra, lo que lo convierte en un buen candidato a la hora de ayudar a eliminar toxinas. En su piel se concentra la mayor cantidad de nutrientes, por eso, si no te resulta indigesto, cuando lo peles para tu ensalada déjale pequeñas tiras de piel.
Además aporta vitamina C, provitamina A y vitamina E.

5. Sandía. Además de ser hidratante, contiene vitamina C, vitamina A, potasio, magnesio y compuestos químicos vegetales protectores, como el licopeno y el beta-caroteno. Buena para controlar el peso, para los deportistas, para el corazón, para la vista y para combatir la inflamación.

6. Aguacate: No puede faltar en tu mesa de verano, ya no solo por su suavidad, aroma y buen sabor, sino por su alto contenido en vitamina C y por el aporte de grasa monoinsaturada saludable, que nos protege las arterias y baja el colesterol malo.

7. Zanahoria: Es una de las estrellas del verano gracias a su contenido en beta-caroteno, que ayuda a broncear la piel y a protegerla pues lucha contra los efectos negativos de la exposición solar. Además es saciante y su fibra ayuda a equilibrar el tránsito intestinal.

8. Lechuga: En la variedad que más te guste, la romana, en cogollos, de hojas sueltas o rizadas…, todas ellas son pobres en calorías, tienen un gran poder saciante y tonifican el estómago. Al tener un alto contenido en fibra, mejora el tránsito intestinal, aunque como la mayor parte es celulosa, conviene masticarla bien para favorecer su digestión.

9. Calabacín: De sabor suave y algo dulzón, el calabacín aporta vitaminas, minerales, fibra y pocas calorías. Además, es una gran fuente de antioxidantes y resulta ideal en verano por su efecto refrescante. Puedes cocinarlo en tortilla, crema, ensalada, rellenos, a la plancha, etc, y al igual que en el caso del pepino la mayoría de sus nutrientes se concentran en la piel.

10. Ciruela: Es la fruta del verano con las mejores propiedades laxantes. Tiene un gran poder antioxidante y es una aliada contra el envejecimiento. Por su contenido en fibra, ayuda a reducir el colesterol en sangre y gracias a su aporte de potasio contribuye a eliminar los líquidos corporales evitando la molesta retención de líquidos.

11. Pimiento: El principal componente del pimiento verde es al agua. Contiene fibra, que mejora el tránsito intestinal, además de poseer un alto efecto saciante y apenas aporta grasas. También posee vitamina A en forma de b-carotenos, con acción antioxidante por el efecto protector que desarrollan frente a los radicales libres. Por su riqueza en potasio y escasez de sodio, posee una importante acción diurética. Es beneficioso en caso de hipertensión, hiperuricemia y gota, cálculos renales, retención de líquidos y oliguria.

12. Melón: Su alto contenido en agua la hacen imprescindible durante la época estival. Además, es rico en antioxidantes como las vitaminas A y C.

13. Brócoli: Es rico en antioxidantes como las vitaminas C y E. La vitamina C produce colágeno y mantiene la piel sana y flexible, mientras que la vitamina E protege las membranas celulares de la piel y defiende contra el daño por radiación de rayos UVA.

14. Berenjena: Su mejor época es en los meses de más calor. Al igual que otras verduras u hortalizas con sabor amargo favorecen la actividad de nuestro hígado.

15. Cereales integrales (trigo y avena): Ricos en selenio, un mineral que ayuda a proteger la piel contra los daños del medio ambiente y promueve su elasticidad y su salud general.

16. Higo: Están compuestos de un 70-80 % de agua y entre un 12 y un 19% de hidratos de carbono, concretamente sacarosa, fructosa y glucosa. Son ricos en vitamina C, betacarotenos, potasio, magnesio, calcio y fósforo, algunos de los cuales tienen ciertos efectos antioxidantes.

17. Legumbres (en ensalada): Son una buena fuente de proteína de origen vegetal y fibra que favorece el tránsito intestinal. Además, poseen un alto efecto saciante, indispensable para llegar a la siguiente comida sin ansiedad, lo que provoca comer de forma compulsiva. El contenido en grasas es muy bajo, por lo tanto, son muy recomendables para dietas de adelgazamiento. En verano, para evitar comerlas como plato caliente, podemos optar por tomarlas en forma de ensaladas.

18. Frutos secos: Los frutos secos son muy energético y agradables al paladar; siendo su grasa saludable, lo que los hace más valiosos.
El consumo regular de nueses, por ejemplo, disminuye el colesterol LDL (‘malo’), aumentando el colesterol HDL (‘bueno’), y reduciendo la hipertrigliceridemia.
Las avellanas por su parte son una de las mejores fuentes alimenticias de vitamina E, que nutre la piel y la protege del sol. Además ser fuente de ácido oleico, imprescindibles para mantener una piel bien estructurada e hidratada.

19. Espinacas: Ricas en ácido fólico, vitamina que actúa sobre el estado de la piel interviniendo en los procesos de renovación celular, tras la agresión de los rayos solares.

20. El agua. Y por último, pero no menos importante, el agua mineral. “Recuerda beber agua sin tener sed aun consumiendo alimentos hidratantes como las frutas o los zumos naturales”.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s